Decora tu empresa de forma sostenible y verde

cespedsolutionsnuevo

En una sociedad como la nuestra, en donde la tecnología tiene tanta importancia, no podemos olvidarnos de la etiqueta eco-friendly, que es más necesaria que nunca. En efecto, podemos vivir sumergidos entre teclas y pantallas pero sin dejar de mirar hacia lo sostenible, hacia la ecología, hacia lo que nos hará mejores personas y, sobre todo, más responsables.

De hecho, y haciendo hincapié en lo que estamos comentado, hoy podíamos leer en un periódico de tirada nacional que en Tokio, ciudad con 38 millones de habitantes (la más poblada del mundo) se han puesto de moda algunas prácticas muy consecuentes con la madre naturaleza. Al ser Japón un archipiélago donde el espacio es bastante escaso las zonas agrícolas están escaseando. Pues bien, algunas empresas ya plantan legumbres, verduras y hortalizas en las paredes de sus oficinas, así como en el interior de sus negocios. Interesante, ¿verdad?

Nosotros no vamos a ir tan lejos, no al menos al principio, así que vamos a recomendarte que reformes el interior de tu negocio con algo que te resultará verdaderamente útil: el césped artificial. Es más sostenible que las plantas de verdad, es de color verde, convertirá tu negocio en un espacio donde trabajar sea agradable y, sobre todo, será tu primer paso en el arraigo de una conciencia medioambiental más que necesaria.

Para hacer bien las cosas tendrías que tener claro dónde adquirir esos tepes de producto verdoso y primaveral. Una de las mejores opciones es acudir a la red de redes, teclear las palabras claves de lo que queremos para nuestra empresa (con que pongamos algo así como precio cesped artificial sería más que suficiente) y elegir la empresa que más nos guste, que por regla general suele ser la que nos ofrece una relación calidad/precio más conveniente.

Una vez elegido el producto nosotros mismos podríamos instalarlo, y para ello recomendamos hacerlo en las zonas comunes y en las abiertas, porque serán las más visibles para el gran público. Pero si además de ello instalas esos tepes de césped artificial en la propia oficina, por dentro, y encima de éstos colocas los ordenadores y las sillas, lograrás un efecto verdaderamente impactante. Y sinceramente, eso es lo que tendríamos que tener en cuenta para que nuestros trabajadores puedan “respirar” un ambiente adecuado y rindan un poco más.

Lo mejor de todo es que una vez que demos ese primer paso otros también llegarán, y serán pasos en la dirección correcta. Seguro que tras el césped veremos proliferar macetas de flores, quizás algún macetero con un árbol de interior, etc. Y quien sabe, lo mismo algún día nos da el punto y nos ponemos a cultivar verduras de verdad, que serán recolectadas por nuestros trabajadores. Sería una idea magnífica, ¿no crees?

Deja un comentario